//-->

26.4.07

La poza

Foto de la poza de aguas energéticas en medio de la montaña. Muy cerca de la poza se puede ver el Volcán Santamaría del Parque Nacional Rincón de la Vieja. Los árboles cubren la poza, algunos, como puede verse en la foto, están llenos de orquídeas, por estos días florecidas. Por estos árboles pasan en las tardes las familias de monos cariblancos y aulladores, que aprovechan las frutas de pan para una merienda a esa hora, los pedazos de frutas que caen al agua se lo disputan los peces (cíclidos) y los cangrejos marrones de agua dulce. El macizo del volcán Rincón de la Vieja, (que incluye al volcán Santamaría, en la foto), bloquea la luz del sol que desde el mediodía empieza a bajar en el oeste sobre la costa pacífica, de manera que en las tardes la luz en esa zona es indirecta, como un buen matiz de un agudo fotógrafo de cine. El atardecer de ese día en la foto.












Este lugar es uno de los secretos mejor guardados del boom turístico de Costa Rica. Ubicado a sólo treinta y cinco kilómetros al este de la ciudad de Liberia y a cuarenta y cinco de su movídisimo Aeropuerto Internacional, todavía no ha sido descubierto por los operadores turísticos y los desarrolladores de Bienes Raíces. Para llegar a la poza de la foto hay que pasar por unos potreros con unos árboles en los que casi con esa puntualidad aburrida de los animales de zoológico es posible observar bandadas de tucanes de pico arco iris. Después del mediodía, mientras el sol baja en el oeste decorando directamente las vidrieras de los condominios de un millón de dólares y ochenta metros cuadrados en la Costa de Oro del Oceáno Pacífico guanacasteco, a sólo 80 kilómetros de aquí, la luz en todo este sitio silencioso es indirecta, relativizada por el Volcán Rincón de la Vieja, que le da el nombre al parque nacional, uno de los más complejos en biodiversidad de este país que le dedica el veinticinco por ciento de su territorio a la protección ecológica por medio de Parques nacionales y Reservas. Salgo de la poza relajado y con la energía extrañamente al tope. Se me ocurre que si alguna vez esta zona es descubierta por los turistas extranjeros que por cientos de miles visitan la zona turística cercana y si alguna vez quieren conocer el verdadero bosque tropical lluvioso yo podía hacer un spa holístico en ese mismo sitio, ahora tan calmo y privado. Por unos dólares más yo hasta podría predicar alguna de esas corrientes en las que ahora no creo, hasta podría ponerme una túnica como de Carlos Castaneda y lanzar a los cuatro vientos un credo mercenario de balances y chacras y puntos de luz, lo que fuera. Hasta podría disfrazar a algunas personas del pueblo de indios Guapinoles (no se molesten en googlearlo, los acabo de inventar) para que realicen sus milenarios ritos, que como todo misticismo "pret â porter" que se aprecie deben ser adecuadamente remunerado y luego vendrían las sesiones para iniciados con peyote y ayahuasca. Digo, algo así bien Feng shui y ecléctico, y, lo más importante, bien atractivo para esa masa ansiosa de no llevarse su dinerito de vuelta a sus ricos países. Pero, mientras lo descubren los turistas y sus valedores ya estoy contando los días que me faltan para poder volver a bañarme en esa poza silenciosa y sombreada que de verdad me recargó las pilas, esperando que está vez si pasen los monos cariblancos o los aulladores, prometo que si llegan cuando yo estoy les tomo unas fotos.


Etiquetas:

19 Comments:

Blogger Margot said...

Uffff qué maravilla!! no me extraña que andes contando los días... yo quiero de esooooooooo!!

Por lo demás... shhhhhhhh, a guardar silencio no sea que se enteren los hacedores de hoteles, carpas y demás atrocidades.

Besossssss envidiosos, aunque sean sanos

26/4/07 2:12 p. m.  
Blogger Solentiname said...

si uno quiere enviarte un mail qué hace?

26/4/07 3:13 p. m.  
Blogger Heriberto said...

Margot: bienvenida cuando querás, Los tours de la B.F.T. se ponen a vuestra disposición, mi señora de Madrí.

Solen: ¿al ministro o a mí ?, broma, mi dirección es: heribertor@gmail.com

26/4/07 3:18 p. m.  
Blogger Karla said...

Uy qué dichosote! Yo anduve por ahí hace unos años. Regresé con unos puntitos rojos debajo de los sobcos, resultaron no ser viruela de mono, sino garrapatas. También con el cutis más terso, porque me hacía unas mascarillas de azufre maravillosas! Me reí mucho poniéndote cara de Carlos Castañeda, me doy esos lujos porque todavía para mí no tenés cara! Saludos

26/4/07 9:10 p. m.  
Blogger Homo surfus said...

Mae, a los comehuevos nos dejarás llegar? O la tirria es pa los de ajuera?
Buen post, mandame algo así enfocado a la costa. Será mucho pedir? Te prometo un masaje ecléctico con doña Noemi, tiene unas manos que ya las deseara el hombre-araña.

26/4/07 9:19 p. m.  
Blogger silvia piranesi said...

uy si, es uno de los lugares más maravillosos.. Gracias que todavía no lo descubren los acaparadores.
Fui hace muchos años, pero desde que me fui he querido volver.

Saludos!!

27/4/07 8:58 a. m.  
Blogger Heriberto said...

Karla: ahjá, puntos rojos debajo de las axilas, eso es señal de que sos una indiciada, quiero decir una iniciada.¿Cómo que no tengo cara y debés ponerme la cara del Castaneda (hasta el rabo de peyote, supongo)? Si yo soy el juguete amarillo con el que juega la osita polar,aunque tenés razón no se puede ver mucho, pero bueno en la edición de mayo de la revista GQ salgo en la portada, ja,ja.

Homo: con que no llevés la transeta o al menos que no la pongás a todo volumén está bien.
Ya en serio, mandáme las coordenadas de lo querés de la costa y con mucho gusto (ah y explicáme lo de los msajes, por cierto esta Noemi no era la morenita aquella que era la esposa de Cebolla). También pinto casas a domicilio. De la costa me acuerdo, por ejemplo , de una vez casi a la seis de la tarde de un domingo buscando de cuatro patas un bendito dije - a quién se le ocurre bañarse chinga con cadena- en Playa de Panamá muy cerca de donde ahora están los condominios italianos y los hoteles; yo ya andaba entre pecho y espalda con dos botellas de "Riunite Bacardí" que le había pedido fiadas a Evelio, el de la licorera.

Silvia: no sé a vos pero a mí me pasa que se me pasa el tiempo queriendo volver.

27/4/07 11:04 a. m.  
Blogger Clarice Baricco said...

Ya me llevaste de paseo y me encantó. Vamos por un café no?
Lindas imágenes.
Espero pisar esas tierras.

Abrazos

27/4/07 11:09 p. m.  
Blogger david santos said...

Te vengo felicitar por tu trabajo y deseo un buen fin de semana

28/4/07 3:18 p. m.  
Blogger Letra de Mujer said...

No deberías haberlo contado aquí, creo que ya está saliendo un contingente para allá! Nadie guardará el secreto!
Un beso

28/4/07 4:13 p. m.  
Blogger MALEFICABOVARI said...

Coño, yo te dejé un comentario hace unos días, y veo que no está...hostia, las putas letritas qeu no debí poner...
Te decía que seguro que esa poza es una maravilla, y que el camino ese difícil, la hace mas gloriosa, por el esfuerzo, digo, de llegar hasta allí. Yo tengo mi poza particular en mi sofá y mis libros, pero no me importaría nada darme un baño ahí contigo, y debatir sobre la vida, ya sabes, si ves una morena con cara de pocos amigos, invítala, igual te sorprende con su natación sincronizada y sus artes varios....jejeje, fijo¡
Cuídate, primo, órdenes de la familia¡

28/4/07 4:44 p. m.  
Blogger Isabel Romana said...

Heriberto, espero que ningún tour-operator haya leído este post, porque entonces podríamos dar por terminado este paraíso. Es realmente hermoso y lo explicas con mucho encanto. Que pases felices días, querido amigo.

30/4/07 3:59 p. m.  
Blogger Andrelena said...

Diay Heri! haciendo la boca agua? uyyy! No he ido a Rincón de la Vieja ni a sus alrededores... está pendiente!! ¿cómo es posible que viva uno en un país tan lindo y no lo disfrute!?? Mea culpa!!
Qué divino!! Margot tiene razón, de "acallao" para que no se "cocotice" como dirían en el blog de HS!!

:)

1/5/07 10:26 a. m.  
Blogger Blanca said...

Uhmmm, un lugar de ensueño... Ojalá pudiera transportarme ahora mismo hasta allí...
Un abrazo.

2/5/07 5:20 a. m.  
Blogger Heriberto said...

Clarice: serás bienvenida y gracias por el café.

David: hola.

Letra: espero que no encuentren el lugar.

Male: prima,si, todos tenemos nuestra "poza" personal, la mía es muy parecida a la que contás.
Además prima le confieso un secreto de familia: las flacas morenas me hacen palpitar.

Isabel: yo también espero eso. Abrazos diosa de Roma.

Andrelena: cuando volvás podés darte una vuelta por allá.

Blanca: bienvenida de vuelta, qué buena sorpresa.

A todos muchas gracias por pasar.

Aquí vamos.

2/5/07 11:07 a. m.  
Blogger Julia Ardón said...

No te rías del agua, ni del sitio, ni de la naturaleza, ni de tu estpíritu , ni de tu magia, ni mucho menos de las culturas ancestrales, que ya la civilización se ha reído demasiado de todo eso y veme donde estamos parados.
Quizá lo mejor sería nosotros reírnos del turismo, la plata, la civilización y meternos chingos en esa poza a inventarnos un ritual propio que nos devuelva la magia, la tierra, el alma y el agua al cuerpo, porque a como estamos...

;)

2/5/07 3:41 p. m.  
Anonymous Ile said...

eso Julia, pero con purito, si no no!

3/5/07 10:42 a. m.  
Blogger Heriberto said...

Julia y Ile:
es que el lugar se presta para todo tipo de ritos milenarios y también por inventar; es tan silencioso y solitario que ahí no aplican las reglas o las convenciones o las neurosis (justificadas o adoptadas) , y sobre todo tiene esa luz indirecta después del medio día que no recuerdo haberla visto antes en Costa Rica. Sí, definitivamente es un sitio inspirador para ritos, acoples, danzas y aquelarres.

3/5/07 11:56 a. m.  
Blogger Omar Cruz said...

I like this blog is fantastic, is really good written. Congratulation. Do you want to see something more? Read it...: Great investment opportunity in Costa Rica: real estate for sale by owner, rci jaco lodging, rci jaco lodging. Visit us for more info at: http://www.jaco-bay.com/

17/1/08 12:00 p. m.  

Publicar un comentario

<< Home